Indra pilota el desarrollo de la siguiente generación de sistemas antidrón europeos

Indra forma parte del núcleo de empresas que están dirigiendo el proyecto multinacional JEY –CUAS, que está desarrollando los sistemas antidrón del futuro.

La próxima generación de sistemas antidrón está evolucionando hacia soluciones cada vez más «especializadas y adaptadas». (Foto: Indra).

Indra es una de las empresas que participa en el proyecto europeo JEY-CUAS, que está desarrollando los sistemas antidrón del futuro, una de las tecnologías «más importantes -subrayan desde la compañía- para la defensa del continente y para asegurar la capacidad operativa de sus ejércitos».

La compañía forma parte del núcleo principal de socios que dirigen el proyecto JEY-CUAS, liderado por Leonardo e impulsado por la Unión Europea (UE) a través del Programa de Desarrollo Industrial en Materia de Defensa (EDIDP).

Dentro de él, empresas y centros de investigación de todo el continente han colaborado en la definición de las diferentes tecnologías que empleará la próxima generación de sistemas antidrón, que están evolucionando hacia soluciones cada vez más «especializadas y adaptadas».

«Las soluciones más efectivas van a ser aquellas capaces de integrar un mayor número de tecnologías de detección y neutralización», informan desde Indra.

Indra ha liderado la definición del concepto operativo y el desarrollo de tecnologías clave como el jammer

Indra ha coordinado dentro del proyecto la participación de la industria española y liderado la definición del concepto operativo, una fase del proyecto en la que se realiza un análisis de alto nivel del problema y se estudia cómo operar con los sistemas, en qué escenarios, la tipología de usuarios, la evolución potencial de las tecnologías, y las metodologías aplicables, entre otros aspectos.

También ha liderado el desarrollo de tecnologías clave como el jammer (sistema que interfiere señales electromagnéticas) o el radar pasivo y evaluado los diferentes tipos de contramedidas soft-kill y hard-kill, entre las que figuran la energía láser, pulsos electromagnéticos y distintos tipos de neutralizadores cinéticos.

Ha analizado además diversos sistemas de detección, incluidos radares, sistemas acústicos, cámaras infrarrojas y de espectro visible y sensores de radiofrecuencia.

Ejercicio de demostración efectuado en Italia

Indra ha jugado un importante papel en la integración de todos estos sensores y efectores, incorporándolos a sistemas de mando y control antidrón mediante un protocolo estándar, y trabajado para asegurar su interoperabilidad con otros sistemas de mando y control de nivel superior.

Se han definido y probado además nuevos módulos de inteligencia artificial que «incrementarán la precisión y eficacia» de los futuros sistemas.

La compañía ha participado en un ejercicio de demostración en Italia en el que se examinaron algunas de estas capacidades, cuya implementación se abordará en los próximos proyectos que se impulsarán a través del Fondo Europeo de Defensa.

Dicho ejercicio, junto con la revisión del diseño preliminar que se realizará en las próximas semanas, pondrá fin al proyecto JEY-CUAS, completando así la primera etapa de la hoja de ruta del programa.