Miembro del Gobierno británico defiende el comercio de armas de guerra

El Secretario de Comercio Internacional Liam Fox defendió sin rubor la industria británica de exportación de armas, durante la jornada inaugural de la DSEI, ignorando las protestas.

Fox saludó al sector británico de exportación de armas por su contribución a la economía del país. Reino Unido es un líder mundial en defensa y eso debe celebrarse, dijo.

Justificando el comercio de armas en términos morales y económicos, dijo: “Si las naciones y los pueblos tienen el derecho inalienable de su propia defensa, los que comercian con las economías avanzadas deben recordar que si no proporcionamos a los países los medios para defenderse, veríamos una proliferación de ventas de armas incontroladas y no reguladas libres de supervisión o inhibición. Permitir que tal situación se desarrollara sería muy irresponsable”. Reino Unido alberga uno de los regímenes de licencias de exportación más sofisticados, estructurados y multifacéticos del mundo. Al mismo tiempo, no está diseñado para obstaculizar el comercio o prohibir las exportaciones.

“Más bien son medidas de seguridad sólidas, para permitir que las exportaciones de una defensa ética prosperen protegidas por un sistema de licencias, para asegurar que las sean racionales y lícitas y que garantice que no violamos el derecho internacional, creemos tensiones, fomentemos el terrorismo o pongamos en peligro la seguridad global. ”

El Reino Unido es el sexto mayor exportador de armas del mundo. Fox citó las exportaciones a Emiratos Árabes Unidos, Europa Oriental e India, pero no mencionó las enormes ventas del Reino Unido a países como Arabia Saudita, que ha estado llevando a cabo una campaña de bombardeos sostenida en Yemen. Según la Campaña Contra el Comercio de Armas, Reino Unido ha vendido £ 3.8bn en equipos de defensa a Arabia Saudita desde 2015.

Fte.: The Guardian