[VÍDEO] El INTA, pieza clave en el lanzamiento de la sonda china Chang’e-6 que mostrará «la cara oculta» de la Luna

El Centro Espacial de Canarias del INTA ha participado en el lanzamiento de la misión Chang’e-6, dando soporte a la nave y realizando pruebas previas para asegurar su correcto funcionamiento.

Un cohete Long March 5, que transporta la sonda lunar Chang’e 6, despega de su plataforma de lanzamiento. (Foto: CNSA).

El Centro Espacial de Canarias del INTA (situado en Maspalomas), junto con la estación de seguimiento de Kourou (Guayana Francesa) de la Agencia Espacial Europea, ha desempeñado un papel «clave» en el lanzamiento, el pasado 3 de mayo, de la sonda lunar china Chang’e-6, que «proporcionará datos muy valiosos sobre la Luna y el Sistema Solar», según han informado desde el INTA.

El lanzamiento se produjo desde el Centro de Lanzamiento de Satélites que la Administración Nacional del Espacio de China (CNSA) tiene en Wenchang, en la isla Hainan. La propia agencia china asegura que se trata de una misión «sin precedentes», en la que la sonda «recolectará y devolverá muestras de la misteriosa cara oculta de la luna«.

Por qué fue clave el papel del INTA

La labor del INTA en el lanzamiento fue «clave» porque, «además de dar soporte durante el mismo, antes del despegue se llevaron a cabo pruebas para garantizar el correcto funcionamiento de los sistemas de la nave», señalan desde la entidad.

Los responsables de ejecutar esas pruebas fueron el Segmento Terreno de Maspalomas y el Departamento de Programas Espaciales del INTA

Las «exhaustivas» pruebas que se realizaron incluyeron entrenamientos y simulacros de posibles fallos durante las operaciones, lo cual ha demostrado, y así lo subrayan desde el INTA, su «nivel de compromiso con la misión Chang’e-6«, al igual que se hizo con la anterior misión (Chang’e-5), lanzada en diciembre de 2020.

Personal del Centro Espacial de Canarias del INTA que participó en el lanzamiento. (Foto: INTA).

Chang’e-6 tiene previsto alunizar en la Cuenca Aitken-Polo Sur, un enorme cráter de la Luna

Chang’e-6 tiene previsto alunizar en la Cuenca Aitken-Polo Sur, una de las características geológicas más grandes de la Luna que es, en realidad, un enorme cráter de impacto.

Con un diámetro de aproximadamente 2.500 kilómetros y una profundidad de unos 13 kilómetros, es una de las mayores cuencas de impacto conocidas en el Sistema Solar.

La exploración de esta región proporcionará valiosos datos sobre la historia temprana de la Luna y, por extensión, sobre la del Sistema Solar.

De acuerdo con el calendario previsto, el próximo 25 de junio la misión Chang’e-6 regresará a la Tierra y la estación de Maspalomas volverá a desempeñar un «papel fundamental», ofreciendo soporte de Telemetría, Seguimiento y Comando (TTC) durante la reentrada.

Acerca de Redacción El Radar 2482 Articles
Equipo de Redacción