Ya es posible combatir con las escotillas cerradas manteniendo un conocimiento perfecto del entorno

IronVision™ es un sistema panorámico de 360 grados que permite a los tripulantes de carros de combate y de vehículos de combate de infantería “ver a través” de la coraza de su vehículo en tiempo real, creando una visualización completa y clara del campo de batalla.

Se trata del IronVision, el último desarrollo de Elbit Systems, que revolucionará el combate de los vehículos acorazados al proporcionar conciencia situacional integrada en el casco y permitir así combatir con las escotillas cerradas.

El IronVision se basa en los sensores del vehículo y una la arquitectura del sistema que ya integran los cascos de los pilotos de aeronaves HMS, utilizados por la mayoría de las fuerzas aéreas modernas en todo el mundo.

El nuevo HMS incorpora la avanzada tecnología See-Through Armor (STA), que permite a los usuarios ver a través de la coraza de su vehículo para obtener una conciencia situacional completa y en tiempo real, a través de la cual pueden localizar, identificar y seguir objetivos enemigos.

Supone una ventaja vital en misiones de alta intensidad. Las imágenes de alta resolución de 360 grados de IronVision se proyectan a todo color y latencia nula en la visera del usuario, ofreciendo una visualización clara y viva de su entorno tanto de día como de noche y en todo tipo de clima. A través de su interfaz fácil de usar, IronVision aprovecha la infraestructura digital del vehículo integrando a la perfección la tecnología STA con los sistemas C4I y de alerta existentes, lo que crea un poderoso simplificador cognitivo para los comandantes, que les permite tomar decisiones complejas dependientes de la situación en cuestión de segundos. También proporciona más libertad y menos distracciones para el conductor.

El sofisticado sistema de casco y el de sensores que lo apoya recopila información de diferentes fuentes digitales situadas dentro y alrededor del vehículo, presenta, sigue y rastrea las posiciones de objetos de interés, que van desde una sola persona de pie o arrastrándose varios metros cerca del vehículo a un vehículo en movimiento situado a 150-300 metros de distancia. Mediante el uso del casco, el usuario obtiene total libertad de movimiento y es capaz de acortar el ciclo sensor-disparo, todo mientras permanece completamente protegido con las escotillas cerradas.

Fte.: Elbit Systems